“Qué a gusto se halla el alma en tu jardín, jardinero! Van los pies desnudos por su tierra fresca con la misma dulzura con que iban las alas en la niñez ignorante, con la ilusión pura.”
El jardinero, Rabindranath Tagore

©Mundo Jardín